Nube de Tópicos frecuentes

martes, septiembre 08, 2015

Errores tácticos de relaciones interpersonales.

Nos reunimos con Efrén hace un par de semanas, esas tertulias largas e interesantes de las que yo salgo siempre con ganas de escribir grandes teorías, si bien nadie me ha dado autoridad moral para inventar un texto que les diga qué hacer, luego de aquellas conversaciones con E, me siento en toda la sapiencia de decirles lo que no hacer. 

Entonces, a las 3 de la mañana, concluimos la velada con la iluminación de identificar 5 errores gravísimos, que se cometen en las relaciones interpersonales. Mi problema fue no redactarlos ese mismo día. Ahora me acuerdo de sólo un par, pero hoy abrí el blog y voy a hacer mi mejor intento. 

1. "Mis amigos dicen que tú..."
El típico error de involucrar el pensamiento de terceros en discusiones que deberían ser de dos. 
A ver, es obvio que todos/as contamos nuestra novela a los sendos amigos, pero es innecesario transmitir el mensaje sin un filtro. Los amigos pueden opinar, pero es obligación de uno recibir ese mensaje, analizarlo en su interior, sacar una conclusión propia de lo escuchado y actuar de acuerdo a ello. 

"Mis amigos dicen que si tu me quisieras harías tal cosa", "a mis amigos les cae mal esta característica de tu personalidad"; - bueno mi problema es que yo no tengo una relación con tus amigos, con quien comparto cama al final del día es contigo y no con los otros que opinan. (en otras palabras con quien cojo es vos, el resto que se joda).

De más está mencionar que obviamente cualquier resentimiento entre pareja va y pasa, pero el resentimiento de los amigos hacia uno, y de uno hacia los amigos va a permanecer. 

2. Interpretación sobre tonos o palabras textuales. 
-"Te quiero" - "yo también siento muchísimo cariño hacia ti". 
Bomba que explota en ese mismo instante: - "Por mí deberías 'no sentir cariño' sino 'quererme'..." - "ah?, te juro que no entiendo la diferencia (cara de completa interrogante).

Este es un tema más de mujeres, que nos creemos capaces de interpretar el volumen y entonación de los mensajes escritos, y que por lo regular no vemos algo claro: los hombres son mucho más simples que eso, así el siguiente tip de su manera de pensar: "Sentir cariño es querer, si no te quiero no te lo digo, existen solo 5 colores en el mundo y todas las demás gamas o pantones son inventos". 

Pero si llegara a darse el caso de que es el hombre el perpetuador de este atentado contra las relaciones, baje un cambio y relajese, deje de interpretar todo mensaje como una indirecta, converse y descubrirá que una mujer adulta ha dejado los juegos de estrategia en la adolescencia. 

3. Intensidad. In ten si dad maaal!
Pocas cosas hay en la vida más destructoras de relaciones que el amor intenso y necesitado. 
Veamos, todos queremos ser queridos de alguna manera, hay quienes gozan más o menos del contacto físico, es decir un beso o abrazo en público. Hay gente que es más melosa y otros parecen un frío témpano de hielo, para cada uno de ellos, hay alguien que comparte ese gusto, o que aprende a vivir con esas diferencias sin que se vuelva un tormento. 

Pero el tema en este punto es otro, aquí me refiero a intensidad respecto a ese amor necesitado que no descansa y no da respiro. Ese amor ansioso, que a todo le da like, todo lo comenta, que llama 7 veces hasta lograr conectar la llamada o asegurarse que efectivamente pareces no estar disponible, que te sigue el horario diario y ante cualquier cambio en la rutina ya avisora un posible desperfecto. 

Para mí la ecuación perfecta calza en el "te quiero, porque no me necesitas, pero me eliges", y poder decir a alguien que lo elijo aunque me sea indispensable, y que esa persona comprenda que ese vínculo es más fuerte. Porque el amor no es una promesa que se hace un día y se echa a la suerte que ojalá dure eternamente, es una decisión diaria... prefiramos ser elegidos antes que necesitados. 

2 comentarios:

Holden dijo...

¡Grande! Mi prefe el número 1, lo clavas con eso de pensamientos de terceros en discusiones que deberían ser de 2.

Si alguna vez alguien me suelta eso, tendré que mandarle al carajo "Ipso Facto". :)

Ti. dijo...

So, el punto 3. siempre está en discusión... pero hay una cosa que hay que tener en cuenta que el nivel de lo que uno siente como "intenso" depende también del grado de interés, hay cosas que le pasas o hasta te parecen geniales si el sujeto en particular te interesa lo suficiente. el nivel de intensidad es relativo al nivel de interés, creo yo.